La culpa es de la Vaca


La culpa es de la vaca es una interesante recopilación de historias con sentido pedagógico. En su mayoría, son relatos cortos que se refieren a la necesaria transformación del pensamiento que debe sufrir el ser humano en la sociedad actual.

La historia que da nombre al libro, se refiere a la práctica común de muchas personas acerca de la ramificación de la culpa. Principalmente, cuando no están conformes con los acontecimientos que suceden en su vida.

Según este relato, los sujetos suelen evadir cualquier tipo de responsabilidad cuando las circunstancias no los favorecen. En términos generales, ellos tratan de trasladar la culpa hacia cualquier otro elemento de su entorno, negándose la oportunidad de aprender de sus errores.

Photo by Andrea Piacquadio on Pexels.com

La historia de mi vida me puedo parar orgullosamente y decir que de todo lo vivido, no me arrepiento. Las decisiones, metidas de pata, quizás en muchas situaciones pude hacerlo mejor definitivamente, y a pesar de que hoy día no tengo una gran cuenta de banco o todas esas cosas materiales que hacen feliz a las personas, puedo asegurar a boca ancha que he experimentado además vivido las cosas que me plantee. De joven desee estudiar publicidad, graduarme y entregar a mi padre mi titulo, su hija llego donde deseaba, y así lo hice pude ver su sonrisa. Pero no puedo culpar a otros de mis fracasos o malas decisiones, no, cada caída te sube fue porque en ese momento entendí que era lo mejor, aprendí de cada fracaso. El otro días tuve una fuerte discusión con mis amigos, ellos entendían que debí decirle que no, a una consulta de una amiga! si la quieres no dejaras que de ese paso! una frase que me hizo brincar como resorte y explicarles, tuve que explicarles que su realidad no era la nuestra, nuestras frustraciones no podemos pasarla como una carrera de relevos, cada quien se crea su propia conciencia de las cosas, y entonces mis palabras para ella fueron: Yo te apoyo en la decisión que tomes, cuentas conmigo. Ella sabe que sea bien o mal estaré allí, los problemas y la forma de enfrentarlos son los que ayudarán a formar su propio destino, aprenderá y sobre todo madurara para la vida.

Hay una historia dentro de lo relatos del libro que señala que los seres humanos pasan por diferentes ciclos a lo largo de su vida: nacen, crecen, se reproducen y mueren. El paso por cada una de esas etapas es diferente para cada persona, pero ¿De qué depende?

La respuesta a esa pregunta es fácil: cada quien decide cómo afronta cada una de las circunstancias de su vida. El secreto radica en aprender de cada experiencia, tomar lo bueno, desechar lo malo y seguir adelante. No podemos pasar nuestras frustraciones a los demás, no podemos pensar que lo que nos paso a nosotros, les pasara a otros, la vida no funciona así. Cada persona debe aprender de sus propias decisiones, sin ser influenciados, porque quizás en mi sentimiento sobreprotector le puedo recomendar cambiar de camino porque en ese encontrara muchas piedras, llegando más lejos a su destino. Pero si la dejo caminar por la senda dificil, lo que para mi fueron tropiezos y ella puede encontrar la manera de apilar esas piedras y fabricar una senda más cómoda que le ayude a llegar de igual manera, porque en esta vida si tengo claro algo: El camino que recorremos, cada persona crea su propia experiencia.

La vida se construye día a día, pues es el resultado de nuestras decisiones; puede ser perfecta o tener muchos errores, pero es la única que tenemos. En el siguiente vídeo puedes escuchar completa  la historia La casa imperfecta. Así como podemos llegar a tener una casa imperfecta, producto de no haber puesto atención a los detalles de construcción, también es posible lograr la casa de nuestros sueños. Para ello debemos dar lo mejor de nosotros en cada una de nuestras acciones, sólo así podemos garantizar que vamos a obtener los resultados que queremos y merecemos.

Los problemas que encontramos en la vida tiene su lugar, y es mejor no mezclar lo uno con lo otro para así no tener más problemas de lo que ya tenemos, si sabemos separar las cosas nos sentiremos mucho mejor y cada problema irá disminuyendo.

Espero que puedan leer este libro y que cada relato les deje como a mi una simple enseñanza de vida. Quizás no tengo hoy todas las cosas que la sociedad entiende es la formula del éxito, pero si observas bien te darás cuenta que muchas personas que llevan esta formula no son felices, sencillo Dios le da las pruebas y cargas que cada hombro puede llevar. Seamos consciente de esto, seamos felices y lo mejor dejemos a los demás que lo sean por sus propios pies!!!! #CosasqueVeoporAhí.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .