El Mundo cambio ¡No te resistas!


Ante el cambio total de nuestro mundo, ese que conocíamos y que no valoramos, llega una realidad aplastante que jamás volveremos a vivir como antes. Estamos viviendo el cambio de una era, en ese periodo de cambios climáticos fuertes, cambios de hábitos, de consumo, nuestros estilos de vida jamás vuelven a lo que fue antes de la pandemia. Y es que al mundo completo nos ha cambiado la vida, todos estamos padeciendo de la chocante permutación derivadas de la pandemia del Covid-19.

Cada rato vemos como los medios de comunicación, los políticos, así como los empresarios, pymes, y los influencers hacen referencia constante a la necesidad de la #AntiguaNormalidad en la que vivíamos antes de que llegará la pandemia, a aquel día a día que considerábamos que era lo normal, añoramos caminar por la calle sin tener la mascarilla, saludar a nuestros amigos abrazados, ya que tenia la libertad que tanto sobrevaloramos. Cada día con preocupación estamos con el eterno forcé con el sistema de salud, por ello, son muchas las personas que recurren al argumento de que el desarrollo de la vacuna nos permitirá volver a esa ‘antigua normalidad’. Pero ¿es verdaderamente factible que volvamos a ella?

NESTA, la fundación para la innovación del Reino Unido ha realizado recientemente un estudio en el que se muestra que, incluso si los países pueden llegar a controlar la propagación de la pandemia en los próximos meses, habrá múltiples consecuencias políticas, económicas, sociales, tecnológicas, legales y ambientales que durarán décadas, independientemente del avance que se pueda producir con las vacunas y los tratamientos. Nuestra isla en medio del caribe no será exenta, y sobre todo ante el reto de un nuevo gobierno que esta en proceso de aprendizaje de cada área en medio de una pandemia después de esta fuera del poder por muchos años, realmente esa normalidad que todo claman es cada vez más lejana.

Anuncios

La pandemia puede provocar una revaloración de las necesidades más importantes para la sociedad, incrementando la atención sobre las necesidades básicas a corto plazo. Esto puede incrementar a su vez la demanda de trabajadores en ámbitos como la salud y la agricultura. Luego de terminar el programa de fase las empresas continuarán hasta abril con los empleados suspendidos, vienen despidos masivos y aquellos que queden tienen el reto de asumir más de una tarea que no les correspondían por perfil, por lo que debe estar acompañado de una capacitación emocional y profesional.

Las cuarentenas tendrán un efecto perjudicial sobre la salud mental, lo que puede generar reacciones tanto positivas (p.e. mejora en las conexiones familiares, reforzar amistades) como negativas (p.e. maltrato doméstico). Los hechos de violencia van en aumento, los envejecientes, niños, discapacitados, y mujeres han sido objetivo de maltratos fruto de la sanidad mental con que algunos somatizan la frustración.

Photo by Julia M Cameron on Pexels.com

Las cuarentenas podrían incrementar el interés en la educación virtual, así como el desarrollo de métodos de escolarización alternativos (p.e. enseñanza basada en entornos virtuales creados con inteligencia artificial). A su vez, esto aumentaría la desigualdad educativa, con consecuencias directas sobre el desarrollo económico de los países que mejor/peor puedan adaptarse. Estamos escuchando como los padres agotados claman por jornadas de educación mixta entre presencial y virtual, pero una realidad que la carrera de magisterio nunca ha sido la profesión ideal para los millenials, por lo que los profesores poseen más de 50 años y presentan riesgos para dar clases presencial.

La pandemia está acelerando la forma en que la vivimos online. Las empresas que pueden funcionar eficazmente de forma remota podrían cerrar sus oficinas para ahorrar costes. La normalización del trabajo a distancia también podría alterar la movilidad de las personas, así como sus relaciones sociales, favoreciendo el traslado de las ciudades al campo, y deprimiendo los alquileres de las propiedades comerciales.  En nuestro país los bancos que tienen una empleomanía más completa tienen al personal administrativo de forma remota, agencias de publicidad, empresas de servicios inmobiliarios etc. Pero la realidad es la mentalidad del empresariado es de trabajos presenciales que homeoffice.

Vivimos en una isla, que esta dividida por tres países: República Dominicana, Haití y Punta Cana. Cada país en coloca sus reglas para contener la enfermedad, con un sistema de salud totalmente comprometido y vulnerable. A pesar de estar en una isla, aún los extranjeros se sorprenden porque al llegar ven una ciudad en desarrollo, y un pueblo que asume la tecnología con la rapidez de las grandes ciudades, es por esto por lo que me atrevo asegurar que cuando somo inmigrantes podemos más avanzar más que otras naciones. Cierta o no la enfermedad, los negacionistas nos han infiltrado el sentimiento de si todo es real, dudamos, las teorías de conspiración crecen cada día. Mientras tanto el dominicano quiere seguir con su vida, sabemos que moriremos muchos otros no, pero la economía no soportará más, el gobierno llegará el punto que nos impondrá una reforma fiscal para poder cumplir con el subsidio masivo con el que esta enfrentando esta situación.

Anuncios

El mundo cambio, los hábitos han cambiado, muchas cosas que hacíamos dejaran de existir. El cambio que tanto luchamos en asimilar se adelantó con el empujón de la pandemia, consumo de internet en nuestro país alcanza 93% sobre otros medios de consumo, la ciencia indica que el cerebro humano recibe unos 400.000 millones de bits de información por segundo, pero solo somos conscientes de dos mil, en ese caso pensemos, cuanto tiempo pasamos en internet y cuanta información estamos expuestos?

Según una estimación que realizó tiempo atrás Cisco, hace unos años cada segundo se subían a internet más de 24.000 GB, pero esta cifra no deja de aumentar y nada apunta a que vaya a verse una desaceleración en el futuro, sino todo lo contrario.

El mundo pasa una media de 6 horas y 43 minutos al día en Internet, pero, en sólo un minuto, ¿cuánta actividad digital se genera? 60 segundos pasan rápidamente, pero en este lapso suceden un sinfín de cosas en el mundo online.

Hemos cambiado, todos será un nuevo comenzar, vivir con más virus y acostumbrarnos a la muerte. Aprender a lidiar con eso, invertir en sistemas de salud que funcionen, dar becas para que tengamos más personal de salud calificado que nos atienda cuando caigamos como moscas, seguir con nuestra mascarillas, alcohol y desinfectantes, tomar la vacuna para que podamos soportar la enfermedad, y seguir viviendo, desarrollarnos entorno al momento que nos toca. Viene una crisis, pero está en nuestro ADN enfrentar todo lo que nos suceda, el cambio ya está, no podemos seguir con la mentalidad de que volveremos atrás, es imposible, nuestra habito de consumo y la forma que lo hacíamos cambio, estamos adaptados, y seguiremos evolucionando hasta crear una manera para seguir avanzando como personas y como sociedad, con virus o son virus, ya no somos los mismos. #CosasqueVeoporAhí

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .